domingo, 24 de agosto de 2014

CREATIVIDAD





Basado en la propuesta de Fernando Vicente, inspirado en el dibujo a bolígrafo de 

Plasmaste tu ciudad, pero te faltaba lo que siempre decías era el culmen. Por eso y sin perder un segundo de inspiración, cogiste el rotulador de los prodigios (siempre lo llamaste así) y la grandeza la fuiste creando, quedando esas piernas soñadas entre tu pequeñez. Lo que nunca imaginaste a pesar de tu enorme inventiva, es que resaltas.

Nani. Agosto 2013

LA PUERTA ABIERTA Y LA LUZ TENUE