martes, 28 de junio de 2016

AROMA DE PECADO



Imagen obtenida de la red

Como si de una plaga venenosa se tratara se fue alejando despacio pero con el corazón en un puño. El olor que desprendía le causaba pavor y no es que fuera desagradable, pero si le producía inquietud. Según escuchó en una ocasión, el perfume que se ponía era para atraer el pecado y la lujuria. Nunca lo entendió cuando fue pequeño y ahora de mayor, le recuerda tanto aquel nerviosismo que decidió mantenerse cuanto más retirado, ¡mejor!

APRENDIZ

Como si de una plaga venenosa se tratara se arrastran, se retuercen e invaden toda la cocina, el recibidor y empiezan a penetrar el comedor. Su pestilente olor y lo que debería haber sido aroma agradable, se convirtió en un potaje quemado que nos dejó un día más sin comer, y ya van seis.



Nani. Junio 2016

5 comentarios:

  1. Al séptimo descansó y ya pudieron comer...

    Besos.

    ResponderEliminar
  2. El primero me cuesta un poco cogerle el hilo, Nani, pero el segundo me ha encantado.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  3. Dos micros muy distintos; me decanto por el humor del segundo.
    Muchos besicos.

    ResponderEliminar
  4. La importancia de los olores es increíble. Sean buenos o malos. Simpático el segundo, me ha hecho sonreír
    Un abrazo, querida Nani

    ResponderEliminar
  5. https://anna-historias.blogspot.com.es.
    Quedria enviarte mi blog para que lo mires haved que te parece gracias

    ResponderEliminar

LA PUERTA ABIERTA Y LA LUZ TENUE