lunes, 30 de octubre de 2017

GRANDE ENTRE LOS GRANDES


Desde pequeño le dijeron que debía prepararse para tener un futuro y ahí estuvo. Hizo cursos, master y todo lo que en sus manos estuvo.
Admiró a los más grandes. Su ilusión era conseguir los mejores paisajes, los poemas que llegaran al alma y las novelas que pudieran ser los éxitos de la temporada,best seller” le  llegaron a llamar.
Pasado el tiempo repasa su obra o su vida, tanto monta... Consiguió éxitos relevantes, pero reconoce que sus aliados los niños hubieran hecho mejor lo que fueron sus pinturas. Había conseguido manchar los lienzos, exponer en las salas de moda y a cambio, obtener disparatados beneficios. Sus poemas truncaron más de una carrera de algún que otro cantante que se atrevió con ellos y sus novelas, seguían apiladas en los estantes de las  librerías esperando que algún incauto las adquiera.
Ahora cuando ya no vale mentir ni mentirse, lo decente es reconocer que ha sido un gran artista de la farsa.
Cuando se preparó tan a fondo, nadie le dijo y tampoco quiso planteárselo, que además la honestidad era prioritaria y ya era demasiado tarde para reparar el sainete.

Mi apuesta para:


Nani. Octubre 2017

lunes, 23 de octubre de 2017

SER ÁNGEL

Vuelve a pedirme que le empuje y como no me cuesta, le columpio. Lo hago con sumo gusto, pero al final y en un alarido de gozo se suelta de manos y cae, rueda lo mismo que una pelota y se precipita en el vacío del acantilado. Miro a ver si le han crecido las alas  y se ha detenido esperando a que me asome y dé un respingo, pero está allí en el fondo, inerte. Las olas empiezan a mecerle de nuevo. Creo que sigue cumplido sus deseos, aunque no el de convertirse en ángel.


Nani. octubre de 2017

Si quieres pasearte por un blog distinto (poesía, reflexiones, prosa y relato), pasa por aquí:

lunes, 16 de octubre de 2017

PENTAGRAMA DIARIO

¡Qué todo vuelva a ser como antes y volvamos a escuchar zarzuela, yo que la odiaba tanto! 
¡Y que vuelva a entonar “La violetera” aún desafinando mientras riega los geranios!
¡Y que yo olvide las claves y las fusas por deformación!
Hoy solo me importa recuperar a la de las natillas con galletas, la de las croquetas de cocido y los castigos en el cuarto.
¡Quiero dejar de ver a la que me pregunta quién soy!


Nani. Octubre 2017

sábado, 14 de octubre de 2017

DESEOS en voz alta


Me gustaría tener una varita mágica  y cambiar el mundo,
Me gustaría que hubiera más luz en las miradas.
Más alegría en los ancianos que hay sentados en el parque y allá en la residencia.
Muchos más saltos en el parque infantil.
Más bailes en los salones de jubilados y más juegos de parchís.
Más música y más canciones sin violencia.
Más cultura en la tele y menos basura dolorosa.
Más risas que disfrutar y menos prisas por doquier.
Menos caramelos envenenados y más endulzar la vida.
Más familias responsables, con valores y amor.
Muchos más Reyes Magos durante todo el año.
Muchas escuelas sabias con niños esponjas.
Muchos universitarios felices y jóvenes con ilusión.
Más trabajo remunerado y empresarios responsables.
Más políticos comprometidos sin quemar el sillón.
Más cuidado con el campo y toda su vegetación.
Más  atención con los mares y su contaminación.
Más compromiso en definitiva,
por eso quisiera esa varita
aunque me conformaría con una escoba
que barriera tanto horror.


Nani. Octubre 2017

lunes, 9 de octubre de 2017

EN SU BUSCA

La ciudad del amor era como cualquier otra. Tenía adoquines, balcones y macetas. Anuncios por doquier y mucha gente que caminaba sin mirar o en todo caso, a sus manos ocupadas por los móviles. Me sentí decepcionado de tanta publicidad en la revista de moda, aunque seguí el  camino que indicaba donde se hallaba ese amor que había obtenido tanta fama, yendo a parar a una calle con muchas banderolas, farolas iluminadas y multicolor. Al final una indicación me llevó a una loseta que decía: “Lo que buscas está en ti, despierta un poquito y lo descubrirás”.

QUIMERA
En la ciudad del amor hay muchos mitos, muchas utopías y mucho blablablá. En tiempos se corrió la voz y aquello atrajo a turistas, peregrinos y gentes diversas, pero el amor se había perdido, lo guardaron los lugareños para ellos, o igual se fue con Cupido, porque en vez de amor había ruina, odio, miseria, mucho rencor y para colmo de males, los contenedores de basura estaban rodeados de gente con hambre.


Nani. Septiembre de 2017

miércoles, 4 de octubre de 2017

MIS MANOS, MI COSTAL Y MI MOCHILA




(Para ti y para ti también)

Tengo las manos llenas aunque tú no veas nada,
tengo en las manos pizcas de arena, arroz, trigo o cebada,
en cada partícula hay un himno de brillo, humildad, calor,
luz, fuerza, amor o esperanza.
Tengo las manos atestadas y si esto no lo ofrezco, se enfría,
reboza, se deshace,
se desperdicia y no sirve de nada.
Tengo un costal a la espalda que pesa, ensucia, degenera,
 y si no lo comparto se convierte en humo, paja, piedras, escarcha.
suciedad, miedo o palabras envenenadas.
Tengo también una mochila que quiero llenar de besos
caricias, suavidad, brisa y calma,
con un bolsillo que llenaré de azul cielo, verde esperanza,
rosa fresa, amarillo caramelo o  mandarina muy naranja,
para endulzar los guijarros, los caminos, los barrancos
y sobretodo, las caricias enfriadas, los besos olvidados,
los caramelos envenenados y las miradas sobradas.
También le dibujaré una sonrisa
para que me recuerde al colgármela,
que soy humana, bruja, frágil y a la vez,
fuerte, sana (de espíritu),
 pero que no me vale todo para caminar,
seguir adelante y ver el sol en una mirada.
Quiero darte mi mano,
quiero que cojas la mía,
me ayudes con la mochila y con la carga,
yo sola no puedo
y me pesa a veces demasiado el costal.
Quiero que me hables
cuando estoy equivocada.
Caminando sola me pierdo,
me ensucio, me enredo,
el lodo me envuelve
y al final no encuentro nada,
cuando sé que la vida es un todo
que necesita de todas las almas.

Nani. Septiembre 2017


martes, 3 de octubre de 2017

LAS LINDES DE MI HERMANO






El olivo que hay ahí enfrente me habla de paz.
La paloma que vuela sobre mi cabeza, me da paz.
La golondrina que bebe en mi fuente, viene con paz.
Los peces que hay en la pileta me piden pan.
El gatito que ronronea en mis piernas, me demanda una caricia.
El cachorro que me ladra, me pide amor.
Mi niño pequeño me dice que el árbol está “emojado”,
que el cactus también se “emoja”,
que la oscuridad no le gusta
y me mira triste cuando algo no comprende.
Mi otro niño no entiende porque hoy no se baila,
a él le gusta mover el culete al son de cualquier ritmo,
pero hoy todo se ha confundido y no sé explicarles porqué.
No quiero que me vean con lágrimas y me pongo a hacer croquetas,
después les haré galletas.
Mañana quiero que salga el sol.

(Homenaje a mi poeta de guardia Gloría Fuertes y dedicado a Mario e Iván).

Nani. Octubre 2017

Con este poema (y que es de mi autoría), participo en el concurso de Zendalibros.com 


LA CASA ENCENDIDA

LA PUERTA ABIERTA Y LA LUZ TENUE... PASA.