lunes, 20 de junio de 2016

LA COLADA AL SOL




Imagen obtenida de la red

Cuelgan de las cuerdas de las del quinto deportivas cogidas por los cordones. Otras veces hay ropa de bebé, camisetas y bragas de adultos, pero desde hace unas semanas vemos tendidos despojos que chorrean y manchan nuestras ropas, nuestras miradas y hasta los más nobles sentimientos. Ahora pretenden decir que somos mal pensados, pero a pesar de todo creemos que en ese piso se hacen cosas muy extrañas.


HERIDA
Cuelgan de las cuerdas de las del quinto todas las penas y los gritos de la vecina del sexto, que se quedaron prendidos al ser empujada cuando tendía su ropita. Desde entonces se le quedó atravesada esa astilla en la garganta que le produjo la enfermedad que nadie supo diagnosticar.


Nani. Junio 2016

lunes, 13 de junio de 2016

CORRIENTE ABAJO



Cuando era niño disfrutaba dibujando y anotando en una hoja en blanco, todas las cosas que me gustaban o ilusionaban. Después cuando tenía esa hoja rellena, fabricaba con ella un barco y lo dejaba navegar río abajo, para que directo llegara al mar donde imaginaba  que mis sueños se convertirían en realidades. Al hacerme mayor seguía rellenando hojas pero tras ver que las situaciones eran muy distintas a las deseadas, guardaba todo. Hoy cumplo 85 años y he decidido que debo hacer un nuevo barco antes de que sea tarde, donde debo meter todas las hojas acumuladas e incluso ir personalmente a acompañarlas rio abajo y llegar al océano, donde al menos veré descansar el sol en la suavidad de los mares y acunar la luna en las noches limpias, dejándose y a la vez dejándome mecer en los océanos serenos y llenos de sueños como los míos. Después, volveré sabiendo que la puesta de sol definitiva será majestuosa, serena y plácida como el vaivén de las aguas del océano.



Nani. Junio 2016

lunes, 6 de junio de 2016

EL FINAL





Aquel día de verano de 1945 en las ciudades alemanas aún se percibía el humo y el olor a barbacoa. Los zumbidos de las bombas y los aviones sobrevolando nuestras cabezas se escuchaban en sueños y no se podía descansar. Los que allí vivíamos creíamos que de un momento a otro vendrían a recogernos y llevarnos en alguno de aquellos trenes. Las emisoras de radio habían anunciado el fin, pero creerlo era otra cosa, nuestros cuerpos y nuestras mentes ya vivían demasiado apresados y ver la luz resultaba imposible por el momento.

YA NO QUEDA PENA


Aquel día de verano de 1945 no fue como tú sabes un día más. Pudimos escaquearnos pero decidí no hacerlo y a partir de esa fecha nuestras vidas cambiaron. Ya no fuimos los mismos e incluso en mi aspecto físico hubo una transformación. Nuestra relación se enfrió  y poco a poco dejamos de vernos, de llamarnos y al final, tú por un lado y yo por otro. Hoy tenemos que aparecer juntos y contarle muchas cosas, pero lo que nunca contaré es que llevo tatuados todos los momentos que no quisiste compartir y que es imposible recuperar.


ACEPTACIÓN

Aquel día de verano de 1945 el calor se dejaba notar y todo se hacía insufrible a excepción de tu silueta cuando asomabas sonriente por el quicio de la puerta.  Yo anhelaba ese momento de tu aparición y desde mi inmovilidad, eras como el aire fresco que entra por la ventana al amanecer. Sólo ese instante merecía la pena para poder seguir viviendo de esa  manera insufrible que la naturaleza me otorgó.

Nani. Junio 2016

domingo, 29 de mayo de 2016

DE SEGUNDA MANO




Imagen cogida de la red

Cuando comencé a vivir en esta ciudad eché de menos la biblioteca pública y la librería donde iba a hacer las fotocopias. Allí mientras esperaba, miraba todos los estantes de libros y anotaba los títulos. Luego llegaba a la biblioteca y los pedía para tragarlos como una leona. En donde resido ahora me costó no devorar libro tras libro. No disponía de sueldo para adquirir mis favoritos y la biblioteca me cogía lejos, pero desde que vivo con más disposición, estoy yendo a la librería de la calle Romero de Torres. Ha sido mi gran descubrimiento en esta ciudad. Me llamó la atención su fachada de madera siempre pulcra y señorial y dentro encontré un verdadero museo. Me contó el dueño que fue su abuelo el que la fundó. Es una delicia husmear entre las vitrinas y hojear tomos de valor incalculable, así como algunos de segunda mano que me vuelven loca. Me pregunto si algún día podré comprar un libro que perteneció a la gran Salamandra con dedicatoria de puño y letra de  Strabosky. Es mi sueño y sé que lo conseguiré. Cuando algo se desea de verdad, hay que intentar alcanzarlo.


Nani. Mayo 2016

lunes, 23 de mayo de 2016

CONTANDO REALIDADES




Imagen cogida de la red

En esa casa no vive Mizuki Tanaka,  sino la persona más encantadora que he conocido. Es amigo de las mariposas (en el estómago), porque ama la vida. De los rugidos de la naturaleza cuando esta silva en el trino de un pájaro, en el destello de un relámpago o el colorido de un arco iris. Lo mismo nos recita un poema de amor, un haikús que hace que las lágrimas afloren o le narra un cuentito al pequeño del barrio, dejándolo con la boquita entreabierta esperando más. Le llaman cuentacuentos con ironía y ojalá, los cuenta cosas que nos rodean fueran como él.


TECNICAS DE VIDA

En esa casa no vive Mizuki Tanaka desde hace ya una década. Se fue  para impartir sus conocimientos y dejó en esa vivienda todo un museo de sabiduría. Podemos encontrar en las paredes diversos dibujos enmarcados con técnicas que solo él conocía, así como filigranas de fibras naturales entre otras, pero lo que más impacta a todo el que visita ese sitio, es un simple folleto de dos páginas y que al terminar de leerlo, se mira la vida con una óptica que proporciona algo que nadie nos enseña para seguir caminado con honestidad.


Nani. Mayo 2016

lunes, 16 de mayo de 2016

AROMAS



Imagen cogida de la red

Desde el otro lado del planeta nos llegan aromas a canela, cardamomo y vainilla. Nosotros aportamos también distintos olores que puede aprovechar la humanidad, pero el olor que más me gusta es el que desprende tu cuello cuando deposito un beso matutino.

COLOR DE ESPERANZA
Desde el otro lado del planeta hasta aquí, hay millones de seres humanos que solo ven el color de la esperanza por televisión, mientras que otros tantos se la arrebatan para que no puedan ver ni la luz del día.

DECEPCIÓN
Desde el otro lado del planeta nos cuentan historias que acabamos creyendo. Más tarde cuando pasa el tiempo y comprobamos que nos han utilizado, nos decepcionamos sin pararnos a pensar que lo único que merece la pena, son nuestros sentimientos y como les damos rienda suelta. A todos esos que nos manejan, lo único que les interesa es su cuenta corriente. 



Nani. Mayo 2016

lunes, 18 de abril de 2016

PROMESA POR CUMPLIR



Acuérdate de lanzar mis cenizas al mar o al tajo de los sueños. Me da igual donde lo hagas pero ni se te ocurra dejar la urna en la repisa de la chimenea, que soy capaz de salir tal que fuera el genio de Aladino y no para conceder un deseo, sino para que recuerdes tu promesa. No quiero flores, ni velas. La naturaleza déjala que siga su curso y tú, sigue tu vida sin recuerdos tontos, para eso está el disco duro, la complicidad y el cariño.


LEYENDO ENTRE LINEAS

Acuérdate de lanzar mis cenizas al mar o entiérralas bajo el ciruelo si crees que no os ocasionará malestar. A tu hermano le entregas las joyitas, su linda mujercita sabrá lucirlas. A tu hermana le das mis apuntes y las recetas, ella las sabrá apreciar. A tus hijos los dibujos que le harán tanta ilusión como los cuentos que les escribí y para ti, no hay nada material porque ya sabes que tienes todo mi amor.

CELEBRANDO LA VIDA

Acuérdate de lanzar mis cenizas al mar pero metidas en una caja que no las pueda taladrar nada. No deseo contribuir a la  contaminación marina, pero estaré más cerca de tu padre. Después coge el sobre que he dejado junto a esta nota y con el dinero que hay dentro, vete con tu familia a celebrar la vida. Es lo único que creo merece la pena después de descubrir tanta mentira.


Nani. Abril 2014

LA CASA ENCENDIDA

LA PUERTA ABIERTA Y LA LUZ TENUE