jueves, 18 de abril de 2013

AVERÍAS (REC)







AVERÍAS



¡Calla y arregla de una vez la cisterna del váter que gotea y después, repasa las persianas que se detienen al subirlas!

¡Cada vez que requiero tus servicios para reparar las averías, consigues que  lamente no haber llamado a un profesional que cobre según tarifa, no le conozca, ni haga sentirme obligada con la subsistencia de mis sobrinos, que eres más vago que la chaqueta de un guarda!







REFUNFUÑANDO

¡Calla y arregla de una vez la cisterna del váter, que gotea!, -murmura mientras se dirige a la cocina. Las cosas se estropean de usarlas, parece mentira que todo se haga protestando, seguro que en tu trabajo cuando hay reparaciones ni lo notas, ¡cómo no las haces tú!, pero tampoco quieres que llame al fontanero.

¡Pues ya me dirás como se recomponen las cosas que no consigo hacer yo!



 RUIDOS

¡Calla y arregla de una vez la cisterna del váter, que gotea! El ruido que hace me vuelve loca y me va a parecer mentira que el silencio no suene.


Nani. Abril de 2013


14 comentarios:

  1. Vaya maratón de micros!!!!
    Me quedo con el último.

    Besos

    ResponderEliminar
  2. Las reparaciones... No siempre estamos dispuestos a hacerlas. Y lo peor es cuantas veces queriendo reparar algo lo hemos estropeado más.
    Eso que se dice que ha sido peor el remedio que la enfermedad.

    ResponderEliminar
  3. Caramba, eso me ha recordado que estoy de reforma en casa y me han tirado tres tabiques.
    La frase no era fácil esta semana.
    Un saludo.
    Juan M.
    juanmanuelsanchezmoreno.blogspot.com

    ResponderEliminar
  4. El tercero me gustó, Nani, conciso y conseguido.
    Besitos

    ResponderEliminar
  5. Las reparaciones de una vida en común ! saludos

    ResponderEliminar
  6. Yo también me quedo con el último el que más dice con menos palabras, Nani.

    ResponderEliminar
  7. Je je, semana de ajuste de cuentas con las tareas domésticas.
    Te felicito por haber sacado adelante tres propuestas Nani.
    La tercera la que más me gusta, un cierre precioso.
    Un besazo Nani

    ResponderEliminar
  8. Sólo alguien como tú es capaz de sacar tres relatos así...

    No te digo en el que me veo reflejada que es "público"..., jejeje.

    Me encantan niña.

    Muchos besicos, corazón

    ResponderEliminar
  9. Nani, das para mucho!!!
    Por eso mañana tengo preparada una sorpresa para ti. ¡Pásate , mañana, por mi blog!!!

    Un besooo

    ResponderEliminar
  10. Que buen rollo en los tres eh?

    Besos.

    ResponderEliminar
  11. Mi querida amiga,zapatero a su zapato,me quedo con ese ruido que enloquece,una vez resuelto el problema hasta se le extraña.

    ABRAZOS ENORMESSSSSSS.

    ResponderEliminar
  12. Bueno, con gusto me llevaría “Averías”, “Refunfuñando” y “Ruidos” y los pondría en cuadros, en los distintos ambientes de mi hogar. Con pequeños ajustes, claro, porque la lista de cosas descompuestas y no arregladas, por aquí es laaaaaargaaaaa! (y antigua…ejem…)
    Besicos Preciosa mía,de a puñaítos y con mucho cariño!

    ResponderEliminar
  13. Yo también me quedo con el último.
    Veo por estos lares mucha imaginación.
    Un abrazo Nani.

    ResponderEliminar
  14. uff, tres micros cuando yo no consigo hilvanar ni uno, aunque es esta semana en concreto sí envié. En tu caso has tirado por asunto más obvio, el de las averías, y es ahí donde quizás el jurado no entre, busquen otras interpretaciones. En fin, no me hagas caso pues a mí no me llaman, jeje.

    ResponderEliminar

LA PUERTA ABIERTA Y LA LUZ TENUE... PASA.